lunes, 8 de diciembre de 2014

Escultura y chocolate. Una actividad urbana para alumnos de primaria.




Último post del 2014... que sensación mas extraña, el año ha pasado muy deprisa. Esta actividad que hoy presento la hicimos a finales de Noviembre pero, como ya dije en RRSS, estaba perdida y/o recogida por tierras castellanas y no pude escribir la semana pasada.
"Escultura y chocolate" se preparó para niños de 5º de Primaria y con la ayuda de  la utilísima Guía de escultura urbana en Pamplona  Una guía en internet, en las bibliotecas públicas de Pamplona,  un medio por tanto  al alcance de cualquiera. 



Primero elegí un trayecto que fuera accesible y agradable  para niños, era fácil ¡parques! Pensé en las distancias ya que iban a tener que correr dada la dinámica del juego . Quería también que vieran tipos de escultura muy diferentes y que las vieran al detalle.Como he hecho en otras ocasiones y para que pudieran observar bien las obras en altura, sugerí que llevasen prismáticos. Opté por algunas de las esculturas situadas entre el Parque de la Taconera y la Ciudadela de Pamplona para terminar merendando chocolate con churros en el emblemático Café Iruña


Justo al encontrarnos para comenzar la visita  me advirtió un niño: "Creo que esto de la escultura va a ser aburrido"...en fin, ahí estaba el reto. Les entregué unas fotografías con un detalle de cada una de las esculturas, se dividieron en grupos y salían corriendo a buscar la obra concreta y el detalle. Era entonces momento de pararse y pensar, ¿Qué vemos? ¿ Nos habíamos fijado antes de venir hoy? ¿Qué nos dice? ¿Te gusta? Y a partir de esas preguntas y sus respuestas, explicaba, muy brevemente cada una de las esculturas. 


Les llamó mucho la atención el "Diálogo a seis" de Alberto Orella en la Vuelta del Castillo. El asunto de interés fue poder  ver el parque fragmentado si miraban entre los espacios.


Las esculturas que vimos por si os apetece echar un vistazo en la web arriba indicada con la guía fueron: 
En el parque de la Taconera "Monumento a Julián Gayarre" de Fructuoso Orduna, (por cierto que al  preguntarles quién pensaban que era me contestaron que San Francisco Javier),"La Beneficencia" ( o Mari Blanca como se la conoce mejor) de Julián San Martín y Luis Paret y "Polifemo" de José Ramón Anda.  

Polifemo

En la Vuelta del Castillo el Diálogo a seis indicado mas arriba y El primer beso de Jesús Alberto Eslava



Ya dentro de la Ciudadela elegí "Raices del cielo" de Ricardo Ugarte de Zubiarráin y sobre todo hice hincapié en  la obra de Jorge Oteiza "Retrato de un gudari llamado Odiseo" para recordarles de paso que pueden visitar el Museo Oteiza  en Alzuza y así conocer mejor a este escultor.  


Es curioso comprobar lo fascinante que es  para los niños el hueco, el espacio. Cerca de esta escultura de Oteiza hay otra llamada precisamente "Huecos" de Vicente Larrea y se ha convertido en una especie de atracción donde los niños se encaraman y se esconden. Desconozco si es esto lo que buscaba el artista cosa que dudo .

Fue una tarde estupenda, nos acompañó el tiempo, creo que fue el útlimo día de sol y temperatura suave , los niños corrieron como locos buscando las esculturas y al final el que supuso que se iba a aburrir me dijo que se lo pasó muy bien. No hacía falta más...¿o sí hacía falta?...


Pocas esculturas para no cansarles, juegos y merienda al final. Me contaron que no se habían fijado antes de esa tarde en algunas de las obras  que vimos. Por ejemplo coemtaron que habían estado varias veces en la Taconera pero no habían visto a "la Mari Blanca" Observar, despertar curiosidades y dejar buen sabor de boca. De eso se trataba. Faltó  una cosilla: Resulta que les propuse a todos crear su propia escultura, pequeña, con plastilina por ejemplo después hacer una foto y así yo en este post podía también publicar sus propuestas de esculturas. No he recibido ni una. Otro tanto ha ocurrido a lo largo del año cuando les he propuesto una colaboración escribiendo ellos el post. Nada. Salvo María Odériz que se atrevió con el asunto desde Teruel y por cierto que al publicar ese post el número de visitas al blog  fue descomunal. Por aquella intervención ganó el premio Museo Diocesano de Jaca. Aquí va la foto de recuerdo.


 Otro tanto suele ocurrir con los universitarios cuando les sugiero que escriban en el blog sus propios comentarios, su conclusión personal o aquello que les ha gustado más. Muy difícil sacarles de un "me gusta" en facebook. O lo más llamativo; alguna vez me hacen jugosos comentarios por WhatsApp y por no sé... ¿miedo al ridículo?... no los hacen en público.Confieso que me sienta fatal.  Tengo que pensar sobre este asunto de la pereza de la creatividad, de la expresión , del pensamiento. Quiero pensar porque no me gusta la queja facilona y echar la culpa a sistemas, a entes.. lo que  al final es tanto como diluir  las responsabilidades personales, las de cada uno. Y sobre todo, quiero pensar en aportar soluciones por pequeñas que sean a este problema que detecto pero que en ningún modo creo que os lo descubro a nadie como algo nuevo.
¡Feliz semana a todos! Y como siempre recordaros que podeis seguir a Patrimonio para jóvenes en facebook

domingo, 23 de noviembre de 2014

Desconocer lo que tenemos, olvidar lo que somos. El ejemplo de Oña y Frías ( Burgos)





La pasada semana a propósito del caso de Villalibado en Burgos, hablaba de la recuperación de un pueblo en ruinas. Nada mas lejos de las ruinas que Oña o Frías otros dos preciosos pueblos también en la provincia de Burgos. Dos localidades que junto a Poza de la sal  han hecho una clara apuesta por el turismo y por difundir toda su riqueza no sólo artística sino también natural. El entorno es magnífico. No hay mas que ver esta la web Raices de Castilla  


Cuando propuse esta excursión sabía que me enfrentaba con unos días mas cortos, con un tiempo mas incierto pese al suave mes de noviembre que estamos teniendo, me enfrentaba al hecho de que el curso avanza y los exámenes se acercan todo eso lo asumía. Sin embargo, una vez mas, (¿por qué volveré a sorprenderme por ello una vez tras otra...?) me encontré con un desinterés general "porque no son sitios famosos" "¿Eso qué es? ¿Donde está?" Si me insultan, creo que no me duele tanto como el desconocimiento de una comunidad como Castilla y León. Es cierto que en los colegios de la región se está trabajando mucho para difundir el patrimonio entre los escolares, pero lo echo en falta en el resto de España. Y la ignorancia es una forma de ruina. Lo digo por escrito, cuando hablo y con música como en el caso del video "Patrimonio para jóvenes, proyecto"
Oña  es un lugar sensacional  para disfrutar del monte, del senderismo, pero además tiene una historia rica, llena de avatares, con un impresionante monasterio;  San Salvador. En verano, en el mes de agosto, los onienses hacen una gran  y cada vez mas famosa representación sobre la fundación de este monasterio de San Salvador. Estoy hablando de El Cronicón


 Los que vinieron se asombraron, primero por el entorno natural, y luego con el monasterio. Un espacio que resulta complejo para explicar y para comprender. Su historia es cualquier cosa menos monótona o apacible, desde la fundación , la introducción años mas tarde de los monjes benedictinos, su desaparación con la desamortización de Mendizábal, la llegada de los Jesuitas y la transformación del monasterio en el Colegio Máximo... todo son circunstancias que han afectado a la configuración del edificio y a sus bienes muebles. 
A los chicos les encantó la sillería , el claustro gotico-flamígero (atención... pregunta... dije; ¿Que diferencias encontramos con un claustro Románico? ) y en la sala capitular ( hoy convertida en un museo con piezas románicas) los arcos policromados pertenecientes al primitivo claustro románico del XII y la arquería de la Última Cena que estuvo decorando el refectorio del monasterio benedictino. 


Algunos que han visto ya las fotos después de nuestra excursión han dicho !Ahhh que chulo... tenía que haber ido!
Teníamos pensado visitar también "El jardín se mueve" una exposición de arte contemporáneo en los jardines adjuntos al monasterio pero empezó a llover, Clara temió por su cámara, y además nos entró hambre. Nos fuimos a comer con el párroco Don Cecilio Adrián Haro y tuvimos una charleta estupenda en el restaurante El rincón del convento  donde nos atendió Alejandro, majísimo, y al final se quedó con una tarjetita de Patrimonio para jóvenes. 
Nada mas comer y para aprovechar la luz del día nos fuimos a Frías en donde comprobamos que el nombre le viene al pueblo de maravilla. Es espectacular pasear entre su trazado medieval y las casas colgadas


La subida al castillo merece la pena por las vistas que ofrece y porque impresiona, como en Loarre aunque en este caso el castillo sea mucho mas pequeño, su construcción en lo alto y sobre rocas. Soplaba el viento con ganas esa tarde...


Yo me quedé con ganas de volver cuando mejore el tiempo y los días alarguen para disfrutar de las rutas de senderismo. Las hay de corto y gran recorrido que ganas....
Hubo buen humor, nos lo pasamos bien y ahora que escribo veo lo rápido que avanzan los meses. La semana que viene no habrá post porque estaré viajando, descubriendo rutas, abriendo caminos, trabajando para que no nos invada la ruina de no conocer lugares, de ignorarlos. Pero necesito también conocer personas, buscar gente que como en Oña y Frías reciban bien a mis chicos, vayan tres o treinta. 
Entre que me voy y vuelvo... antes de navidades.., solo me queda un post... 


Os dejo con el saludito desde el castillo de Frías de Ismael, Jonathan y James muy inspirados pese al frío, como veis... 
Hasta la próxima. Y como siempre, os animo a seguirnos en  facebook

lunes, 17 de noviembre de 2014

Villalibado (Burgos) , la construcción de un sueño/ Villalibado (Burgos, Spain) Recover territory, people and heritage





 Los protagonistas de hoy sobrepasan con mucho la edad de los que cada día participan en Patrimonio para jóvenes, pero su historia es joven porque es emprendedora, soñadora, aventurera con toques temerarios y es sobre todo una apuesta por la vida, por el futuro, por recuperar un pueblo y una identidad . Es la historia de Juan Ansótegui, y sus hermanos que han reconstruído un pueblo deshabitado, al que solo volvían algunas familias en verano y en el que la mayoría de las casas estaban en ruinas. El pueblo se llama Villalibado, está a una media hora de Burgos, muy cerca de Villadiego y de Sasamón. Tuve noticia de este asunto por la prensa, compré el Diario de Burgos un día que no pensaba comparlo , leí la historia e inmediatamente fui a Villalibado. No daba crédito a lo que veía y localicé a Juan. Le llamé y le dije; quiero hablar de esto en el blog. 
 


 Muy amablemente Juan me mandó toda la historia. Por casualidad y a la vuelta de un viaje de Portugal entra en Villalibado antes de volver a su domicilio en Santander. Las ruinas que encuentra, el barro, la conversación con un amigo que le acompaña , las reflexiones sobre la ruina, el olvido, la desertización... son párrafos que no tienen desperdicio, párrafos que con gusto leerían José Jimenez Lozano, Luis Mateo Díez o Azorín y Machado. En su relato entre las ruinas cuenta por ejemplo ; "Encontramos un carro antiguo de olmo en un perfecto estado (...) una bayoneta, una pistola Lefaucheux del siglo XIX, el jabón y la esponja en una bañera (...) o aquel calendario de 1998 todavía colgado en la pared que marcaba el año que abandoron el pueblo sus dos últimos habitantes . Sobre él una silla erguida, a pesar del derrumbe del tejado evocando una cierta esperanza..."
A partir de ahí, la decisión de reconstruir el pueblo, cómo empieza esa idea  y en qué se va convirtiendo,  la negociación para comprar las casas- o lo que quedaba de ellas-  a su precio real ¡Era el año 2006! los avatares para encontrar a los dueños, a los herederos... las negociaciones con los dueños de las tierras y la búsqueda de gente para trabajar a pie de obra. Juan, profesor de instituto, titulado en Bellas Artes , escultor y pintor, unido con sus hermanos, ha hecho esto; 
Hoy Villalibado está precioso y en la primera foto de este post se aprecian ya los resultados.  Ya hay siete casas de turismo rural , piscina, espacios verde, arbolado...y la idea va mas allá del alojamiento rural. Juan piensa que el potencial está en los grupos, encuentro de familias disgregadas geográficamente, lugar de cursos, eventos...Lo he visto, y sí si puede llegar a ser todo esto echad un ojo a la web y asombraros vosotros mismos . Mas allá de la reconstrucción de casas, la utilización de piedra, madera, acero corten.. distribución de espacios etc asunto que dejo a juicio de arquitectos, la vista que uno tiene al llegar es encantadora.  Y me gusta, me gusta muchísmo la historia humana que hay detrás, como la de Gelo cantero de San Roque de Riomiera que enseñó a Juan a labrar y colocar la piedra, y todos los avatares para encontrar gente que pudiera trabajar en el proyecto 


 Gelo, explica Juan, es la medida proporcional entre un cantero medieval y un albañil de hoy en día. Gelín, "versión 2.0 de su padre y solucionador de problemas", Julito y Yazid , un matarife marroquí que acabó aprendiendo el oficio de cantero y cuyo nombre significa "Dotado por Dios de buenas cualidades". Y por supuesto los hermanos de Juan. 
 

Otro momento digno de lectura es de la elección de árboles y las peripecias para plantarlos en Villalibado. El fallido intento con olivos y el traslado de encinas es algo a medio camino entre lo angustioso y lo cómico, una extraña mezcla desde luego. Pero hoy todo avanza y tiene forma y ya hay familias y grupos que se encuentran en Villalibado, y los hermanos Ansótegui celebran los primeros frutos de su trabajo y su esfuerzo 
 
 
La historia de la reconstrucción de Villalibado me parece romántica y realista, ambiciosa y prudente. Juan y sus hermanos reconstruyen por partes, van poco a poco, avanzan y esperan, trabajan tenazmente. Y me encantan todo lo que encuentro en lo que hay mucho trabajo y poca queja. Castilla en estado puro. Les deseo éxito y deseo que la gente que disfrute de estas casas las cuide como si fuesen propias. Ójala vaya todo bien y Villalibado recupere a sus gentes, o a los hijos y nietos de sus gentes.
 


 If you want to come to Spain  and enjoy beaches, typical Spanish tapas in Andalusia or on the Mediterranean coast, or just listen to flamenco, stop reading. Did you know that interior part of Spain is a big museum full of castles, monasteries, palaces, cute little villages..? This can be great, but sometimes, too many times, it´s a problem. It´s challenging and expensive to maintain, restore, and make use of such an enormous amount of buildings. In fact, do yu want to by a castle? Check out in Spain, you can choose castles for sale 
Almost similar  is the situation with little villages, they end up abandoned , or with two or 3 people living during the winter. This was happened to Villalibado (Burgos) twenty years or so ago. A village close to places with great artistic heritage (They Way of St James, the Burgos Cathedral, Sasamon, Olmillos de Sasamon and more..) with two inhabitans a pair of brothers who some years ago ran a chicken farm surrounded by empty houses, many of them in ruins. 
And ... what does all of this have to do with a blog focused on spreading artistic heritage among young people? Well, today Villalibado is rebuilt , born again thanks to a young project, full of strength, joy and hope .
 
Juan Ansótegui teacher, sculptor and graduate in Fine Arts, has been working with his brothers and friends and today Villalibado has new houses ready to be rented to families with children or families who want to have a big reunion, teams who want to study , organize little conventions, cultural acts... days for studying hard or days for relaxing .. enjoy the silence, travel around the interesting area , and without having to spend too much money , you can cook your own food because you have your own kitchen. 


Have a look at the pictures and compare how houses were and how houses are right now. Forgetting a territory, abandoning it, is to forget its history, to forget little by little the identity of a country . and the opposite, to recover a territory is to recover heritage, helping people to come back and help villages their great histories , great monuments and great landscapes.


 This is a story of heritage and people, Patrimonio para jóvenes is not a blog just about trips, or just my experiences or my opinions and beliefs. Its a blog full of life, a demostration that heritage and people go together. Check out the link lasdevilladiego ,discover the full story and enjoy the hidden Spain.

martes, 11 de noviembre de 2014

Ya es Otoño en el Museo Cerralbo



                         


Ser joven abogado en Madrid, trabajar con un horario criminal toda la semana y después madrugar saltar de la cama el sábado para estar a las diez y media en un museo, me parece de alabar. Agradezco mucho a quienes acudieron a la cita de Patrimonio para jóvenes en el Museo Cerralbo su esfuerzo y atención. Tanto se lo agradezco que les perdono , jaja ,les podemos perdonar una vez más que se les resista el concepto una-foto-de-todos-juntos-con-el-guía y hoy vuelva a tener fotos de dos por aquí, tres por allá... No obstante, ¡Gracias Sofía Parada Cano Lasso por la dedicación y el tiempo para organizar esta visita! 
Sofía visitó el Museo Cerralbo previamente, le presentaron a Adrián, y nada mas salir del museo me llamó y me dijo: Tenemos al que necesitamos.Y se acordó la visita. 


El origen de este museo, hace que hoy pueda resultar un poco abigarrado a los ojos de quien lo visite, algo ajeno a la nueva museología, por eso es esencial verlo en compañía de alguien que sepa darle vida, que nos pueda hacer sentir trasladados a la época y costumbres de Don Enrique de Aguilera y Gamboa Marqués de Cerralbo un hombre romántico, culto, sensible, arqueólogo, por supuesto rico visto lo visto.. y con sentido del valor del patrimonio. Sus hallazgos arqueológicos los donó al Museo Arqueológico de Madrid , de manera que en su casa palacio, solo se ven las piezas que el compró .


De la mano de Adrián todos pudieron descifrar la distribución de la casa, los usos y costumbres sociales y las aficiones del marqués. Por lo visto, la penumbra del comedor estaba muy estudiada, a don Enrique le gustaban las luces indirectas, opinaba que una iluminación muy directa era nefasta para las damas pues ponía de manifiesto si el maquillaje era incorrecto. Se ve que el tema del retoque del maquillaje ya daba problemas entonces como ahora. Si hoy las chicas se amontonan en los baños de una discoteca o un restaurante, os voy a enseñar una foto de Claudia en la sala donde se reunían las mujeres a retocarse y descansar ( y supongo que a cotillear) durante las cenas y bailes. 


Aquí está Claudia con un fabuloso espejo veneciano al fondo y una mesa de malaquita de los urales en primer término. La malaquita estaba muy cotizada y se había puesto muy de moda durante el reinado de Isabel II porque el zar ruso le había hecho un regalo de este material el día de su boda. 

Muy curiosa es también la sala con mesa de carambolas. Tras la cena, los invitados podían pasar a esa sala, los hombre jugaban mientras las mujeres les miraban desdes los sofás situados junto a las paredes. Me imagino a los guaperillas de la época felices de ser vistos y mirados... Todas estas cosas me hacen pensar en que a pesar de los usos y costumbres de las épocas, en el fondo  nuestros sentimientos, nuestras grandezas y vilezas, en definitiva, nuestra manera de ser seres humanos es atemporal. 


Una de las consideraciones que se me ocurren a propósito de esta vista al Museo Cerralbo, es el asunto en boca de todos sobre la falta de subvenciones a la cultura, lo caro que puede resultar el acceso a la cultura etc. etc. Y muchas veces es bien cierto. Sin embargo, me llama poderosamente la atención ver interesantísmos museos, a precios irrisorios, con excelentes profesionales, gente amable que sin embargo no reciben las visitas que merecen. ¿Es cuestión de marketing y comunicación? Ante el claustro de San Antonio el Real en Segovia , le decía yo a su guía, mi buena amiga María José Pascual que debía probrar a montar una cola ficticia, cobrar la entrada a 15 euros en lugar de dos, y ver si entonces llegaba la gente en masa. ¿Nos gusta hacer colas y que nos cobren un montón? Pues a veces pienso que sí. 


Siguiendo con la vista al Cerralbo, aquí arriba están Claudia y Juan en la biblioteca del Marqués. 

Resulta muy espectacular la escalera principal, por ella subían las visitas y el marqués les esperaba en el último tramo para darles la bienvenida. No sólo había que demostrar que se tenía dinero sino que el linaje era antiguo e importante, por eso se puede ver el escudo de armas y dos pinturas que representan las hazañas mas significativas de sus antepasados, como por ejemplo la defensa de La Coruña frente al pirata Drake .


Una visita tranquila , fácil, barata, con un personal amable en el museo, ¿qué mas se puede pedir? 
Os animo desde aquí a todos a no perder de vista todo lo que se puede visitar y teneis a mano. En ciudades grandes o pequeñas, en pueblos... No siempre lo que está mas anunciado es lo mejor. Me da pena que los grandes despliegues publicitarios de exposiciones, por interesantes y únicas que sean, nos hagan olvidar los rincones con encanto y sobre todo nos hagan olvidar a quienes trabajan con entusiasmo, generosidad y sabiduría en un empeño diario, y constante por mostrarnos y no hacernos olvidar nuestro inabarcable patrimonio. ¡Gracias Adrián!, ¡Gracias Carmen, personal de sala, restauradoras..  por vuestra atención a Patrimonio para jóvenes!


Os animo a seguir a Patrimonio para jóvenes en facebook y en twitter estamos en @pilarmce 
Hasta pronto.

domingo, 9 de noviembre de 2014

El arte no es una asignatura, ¡Es una experiencia!



                       
            

Hoy va este pequeño post de propina, la ocasión la merece. Comienza el XII Congreso de Museos del Vino de España y se va a desarrollar en dos sedes según las noticias que leo en la prensa de La Rioja; en Vivanco , un referente internacional en museos de vino y enoturismo , y en la Escuela de Patrimonio Histórico de Nájera. El congreso va a estar centrado en Arqueología y vino con tres ejes temáticos. Se hablará también sobre la apertura de nuevos museos, proyectos enoturísticos etc. 
No puedo ir... ya me gustaría. Patrimonio para jóvenes se hace presente en el congreso con este breve video grabado durante nuestra visita a la Bodega Otazu una empresa que nos dió muestras de su interés por difundir su pequeño pero muy interesante museo. Si ya hablé extensamente de ello anteriormente, hoy vaya esta demostración en imágenes.

lunes, 3 de noviembre de 2014

Oficios de ayer para gente de hoy.





He contado muchas veces y sin ir mas lejos la semana pasada que prepara una excursión lleva su tiempo, por ello no puedo publicar semanalmente sobre las salidas de Patrimonio para jóvenes.  Como dice Chambao, "no vale la pena andar por andar, que es mejor caminar pá ir creciendo" y lo que quiero contar hoy es una  historia de crecimiento, de un gran aporte a mi modo de ver, al patrimonio cultural.  Os presento a Iñigo Arana y Leyre Ros. Iñigo estudia 6º de Medicina y Leyre 1º de Magisterio en la Universidad de Navarra . Pero no tuve noticias de ellos por sus estudios. Iñigo es también organista y Leyre campanera. ¿Que no os lo creeis? ... pruebas, pruebas...


Leyre me contó que de niña sabía que existía el oficio de campanero pero nunca pensó serlo. Resulta que con ocasión de la restauración de la fachada de la catedral de Pamplona se bajaron todas las campanas (menos la campana María que hubo que restaurarla en la torre) y mas tarde la Fundación Caja Madrid organizó un curso para aprender a tocar campanas y el padre de Leyre se apuntó. A Leyre le entró curiosidad, subió con su padre al campanario un 7 de Julio día de San Fermín y se sintió fascinada. Desde entonces toca las campanas ella también 




Me llamó la atención cuando le pregunté si sería capaz de vivir en la casa de un campanero en un pueblo y me dijo que sí "porque me gustan las campanas y la vida de los pueblos, así que cumplo los dos requisitos". Cuenta Leyre que al principio este asunto resultaba muy chocante entre sus amigas, pero cuando  han subido al campanario se han sentido fascinadas. Y es cierto que resulta una experiencia vital. Ese hechizo, ese asombro lo hemos experimentado en Patrimonio para jóvenes. Siempre que veo las fotos recuerdo los comentarios de aquellos momentos bajo las campanas.

Almudena en Maluenda (Zaragoza)

(no es por nada... pero echo en falta las fotos de Clara Frago... ) Recuerdo que en la visita al campanario de la Catedral de Pamplona, una vez arriba, nadie encontraba el momento de marcharse porque era curioso estar bajo una campana y porque las vistas eran impresionantes. 

En el campanario de la catedral de Pamplona

Leyre explica que a sus amigas les gusta también disfrutar de las vistas, y ella les cuenta mientras tanto las viejas historias y anécdotas que ha escuchado a los campaneros mas antiguos. Patrimonio cultural en estado puro...
Leyre ha tocado las campanas sólo en la catedral de Pamplona pero le encantaría poder hacerlo en la Abadía de Westminster , en la Catedral de Colonia  y en "cualquier campanario mínimamente seguro al que pueda subir".  Y vamos ahora a por Iñigo Arana .
He de confesar que la primera vez que vi a este chico beratarra ( de Bera de Bidasoa) excelente estudiante y currante incansable en los meses de verano en la Venta Elizalde de Ibardin, lo menos que imaginé es que un día iba a dar una clase de órgano para Patrimonio para jóvenes nada menos que aquí 

Órgano en Santa María de La Asunción Briones, (La Rioja)
Iñigo tiene una prima organista profesional (Esher Iñíguez, organista titular en la parroquia de San Vicente de Hendaya)  a él le gustaba el órgano pero empezó con clases de piano simplemente porque era mucho más fácil acudir a clases de piano que de órgano. Poco a poco, fue "haciendo puente" dice él entre el piano y el órgano y muy poco a poco, porque aunque ambos instrumentos tengan teclas, la diferencia entre uno y otro es total. De todas formas, explica Iñigo, "cualquier beratarra conoce el oficio desde pequeño ya que es un pueblo con gran afición a la música. En una celebración extraordinaria de la parroquia, el órgano no pasa desapercibido". 
A mi personalmente me resulta un instrumento complicadísimo, magnífico en sus sonidos y me llamaba la atención con la facilidad que nos hablaba sobre los registros el famoso día de su clase práctica. 


Iñigo toca principalmente en Bera de Bidasoa pero está a disposición de quien le pida tocar en otro lugar siempre y cuando sus obligaciones de estudiante de Medicina se lo permitan. De hecho tiene contactos con organistas y las parroquias de Lesaka, Etxalar, Elizondo... En Navara hay órganos magníficos, dice Iñigo y para él destacan el de El Salvador en Pamplona - donde también recibe clases- y el de la Colegiata de Roncesvalles . "Estos órganos y el de mi pueblo son los que mas frecuento y estimo" me escribe contestando a las preguntas que le pasé por mail. 
Lo mismo que con las campanas, el órgano crea mucha curiosidad. En los sitios que ya conocen a Patrimonio para jóvenes, nos lo enseñan  por dentro , desde sus entrañas, los chicos entran de dos en dos o de tres en tres, y todos se sorprenden de la complejidad y la gran maquinaria de estos instrumentos. 

Clase con Jurgen en el órgano de Fuentes de Jiloca (Zaragoza)

A diferencia de Leyre, a Iñigo no le gustaría estar en un pueblo dedicado  a tocar el órgano. Le encanta el órgano y le encanta la música pero como realmente quiere vivir es cuidando a sus pacientes. Tiene sobre esto una anécdota y cuenta que después de un concierto un profesor del conservatorio le dijo"Iñigo te equivocaste, en vez de matricularte en la carrera de órgano te matriculaste en una de órganos, todavía estás a tiempo de cambiar."
Tanto Leyre como Iñigo me han pedido que os anime a conocer mas de cerca sus oficios, a disfrutar del toque de campanas y de la magnificencia del sonido del órgano.Yo les agradezco a los dos las fotografías que me han pasado y les agradezco casi todavía más que quedaran conmigo a las diez de la noche, la única hora en que podía hacer coincidir a los dos, para hacerse una foto juntos.
No se si esta entrada va a ser tan sonada como la de semana pasada en la Bodega Otazu, ha sido impresionante... cientos y cientos de visitas cada día. Esta, si no es sonada, al menos no me negaréis que es sonora. ¡Feliz semana!