Browsing Tag

Historicismo

Blog

Arquitecturas soñadas.La exposición

            A PROPÓSITO DE UNA VISITA

     En Enero del 17 hicimos una salida por el primer ensanche de Pamplona.Preparando aquella actividad, leí, observé y miré con otros ojos esa zona de la ciudad que hoy no se entiende bien. Edificios de finales del XIX Y principios del XX quedan confundidos, envueltos, casi escondidos, entre otros ya mucho mas modernos, mas altos, y si se quiere, mas impersonales. Descubrí detalles que antes no había visto. Y durante la visita, los propios participantes hicieron el mismo comentario ; no me había dado cuenta de esto nunca…

El asunto despertaba interés y por tanto había que tirar del hilo.

      La fotografía como medio

Preparar una exposición de fotografía da de lleno en dos de los principales fines de Patrimonio para jóvenes. Por un lado difundir el arte y el patrimonio cultural, por otro promocionar a jóvenes profesionales. En Noviembre se hicieron las gestiones para encontrar el local apropiado. Convenía que fuera grande, que transitara mucha gente, y que estuviera o en el mismo Primer Ensanche o cerca.

Se propuso ser sede de esta exposición a varias entidades : La idea avanzó con la Caixa , y nos pusimos manos a la obra.

     Trabajando durante la Navidad

Desde principios de Diciembre, Clara Frago volvió a recorrer estas casas que ya había fotografiado en su día. Ahora mas despacio, sin gente ,dedicada solo a mirar a través de su cámara , recogiendo casi el espíritu, la magia de estos edificios y algunos de sus portales. Agradecemos a la Cámara de Comercio, a la Residencia de Madres Reparadoras y a la Escuela de Música Joaquín Maya las facilidades que nos dieron para fotografiar o bien sus interiores, o el cedernos ventanas y azoteas para poder fotografiar en altura.

A primeros de Enero , Clara Frago presentó su trabajo  fotográfico en La Caixa. Encantó, como no podía ser menos. Y ahora queda poco para que lo veáis todos vosotros. A partir del 1 de Marzo y hasta el 15 de Abril, en la oficina central de La Caixa en la Avenida de Carlos III de Pamplona, en horario de apertura al público, podréis disfrutar de esta exposición.

      El diseño expositivo de Juan Roldán Marzo

¿ Qué queremos contar y cómo con estas fotografías? Esta exposición es una invitación a mirar, a descubrir detalles y a disfrutar de ellos. Esa sensación de disfrute, de relax no se puede conseguir con estridencias. El espacio de La Caixa admite mal una exhibición en color. Las fotos se muestran por tanto en blanco y negro. Son también un guiño a épocas pasadas.

Otra cuestión : las fotografías no pueden estorbar ni a público ni a clientes. ¿ Solución? Colgadas en paneles, con pita transparente de manera que den la impresión de estar suspendidas en el aire. Otro elemento mas para la ensoñación que se pretende crear. Así, el espectador verá puertas, que le invitan a entrar, escaleras por las que subir, ventanas a las que asomarse que otra vez le llevarán a otro portal, a una mirilla y de nuevo a otras ventanas.

¿ Cómo se ha pensado en el orden que deben llevar esas fotos? Mediante ensayos una impresión en A5 de las mismas imágenes que se van a exponer en gran formato.

      UN GRAN TRABAJO CON UN GRAN EQUIPO

Durante meses, Juan Roldán y Clara Frago han trabajado de manera minuciosa, pensando las cosas muy despacio, recreándose en los detalles. Para Patrimonio para jóvenes es una gran alegría poder llevar a cabo esta exposición. Damos las gracias a La Caixa por la confianza que han puesto en nuestra asociación y en Juan y Clara. Esperamos que sea una oportunidad para que todos los clientes o personas que pasen por la oficina, se asombren ante los detalles del precioso patrimonio arquitectónico del Primer Ensanche de Pamplona. Aquel crecimiento todavía tímido antes del derribo de las murallas. Merece la pena conocerlo bien para preservarlo.

Blog

Tras las huellas de Julián Apráiz

En el Banco de España

        La sombra de Navarra es alargada

Esta es una historia larga de contar, así que trataré de resumirla. Lo que no quiero resumir, o comprimir, es lo apasionante y divertido que ha sido todo lo que precede a esta entrada. Allá por el mes de Enero visitamos Vitoria. En concreto su catedral nueva y el Museo de Bellas Artes

 Aquellal visita fue memorable, una divertidísima y fria mañana de Navidad. Además descubirmos a los arquitectos Apraiz y Luque y a un navarro que tuvo una importancia decisiva en su obra : José Cadena Eleta. Fue entonces cuando propusimos la idea de que alguien se dedicara a investigar mas a fondo sobre Cadena Eleta y  Julián Apráiz. La obra de Apraiz queda cerca del entorno de Navarra así que eso facilitaba los viajes.  Marta Aparicio y María Odériz fueron quienes recogieron el guante. Y ahí están en la foto principal. Estas otras imágenes recuerdan aquella mañana. Ese museo fue primero residencia de los Augustin – Zulueta y el edificio construído por los arquitectos de los que hablamos.

     Para empezar con orden, Pitillas (Navarra)

   Si había que trabajar sobre Julián Apráiz, nada mejor que comenzar en el pueblo natal de quien fuera su mentor Cadena Eleta. Así que había que visitar Pitillas . Esa visita ocupó la última entrada de este blog el pasado curso. En Pitillas, nos acercamos a la figura de este ilustre navarro

 

Pitillas conserva un interesante archivo parroquial, así como un terno  que en su momento se lo regalaron a Monseñor Eleta y él lo donó a su pueblo natal. Sagrario Anaut se encarga de ese pequeño e interesantísmo archivo/museo pitillés.

Cadena Eleta fue quien propuso la construcción de una nueva catedral en Vitoria y el concurso del proyecto lo ganaron Julián Apráiz y Javier Luque. Entre el proyecto original y lo que por fin se hizo, hay notables diferencias. Hay un artículo sobre ese asunto aquí

En Pitillas, también hay una casa construída por Apráiz y Luque. Es esta que veis aquí

Debajo, tenemos a Marta en un momento de la exposición de su trabajo. Precisamente está hablando de esta casa de Pitillas.

    Un lugar muy distino. Nos vamos a La Rioja Alavesa…

Esto que hoy es parte del Instituto de Enseñanza Secundaria de Laguardia en su día fue el Hospital de San Raimundo y es también obra de Apráiz.Un edificio de una gran sobriedad y rodeado de un extraordinario paisaje. Una pena que las reformas interiores no permitan imaginarnos para nada cómo fue aquel hospital.

Aquí estamos – de izquierda a derecha- Elena Lucía Radu, yo, María y Marta en la que fuera entrada principal del Hospital. Sobre este lugar , Marta y María leyeron varios artículos de prensa de la época. Este es uno muy curioso (leer aquí   )

En la exposición oral sobre este viaje, fue María Odériz quien habló sobre Laguardia. Animó a todos a visitarlo porque es una maravilla de pueblo.

A lugares tan espectaculares como este pórtico de Santa María de los Reyes  les llamamos ” El universo visual de Julián Apráiz”. Es decir, obras góticas que conoce personalmente y que por tanto tiene en cuenta en su neogótico.

     Julián Apráiz y Bilbao

El Banco de España de Bilbao, en plena Gran Vía, es un magnífico edificio de Apráiz. Una obra de la que se debió sentir muy orgulloso porque dejó su firma bien patente.

Sobre Bilbao, es importante resaltar la amabilidad de tanta gente que nos facilitó la visita. Primero la Constructora de Portugalete Obra Insignia que nos ayudó a hacer posible el viaje a Bilbao.

En el Banco, la simpatía de todos fue grande. Primero del director, al que tuve que avisar de nuestra visita. Cuando llegamos nos atendió Ascensión con todo cariño. Facilitó la documentación histórica a Marta y a María y juntas pudimos asombrarnos no solo con el exterior sino con la magnífica vidriera de la cúpula. Una vidriera firmada por Maumejean. Esa firma pudimos verla en las vidrieras del museo de bellas artes de Álava y en el palacio arzobispal de Burgos

      No podía faltar Burgos

Si tuvimos extraordinaria atención en Bilbao, otro tanto sucedió en Burgos. El Archivo municipal fue un punto importante para acceder a artículos de la época en la que Julián Apráiz afrontó junto a otros arquitectos el asunto de la restauración de las agujas de la Catedral de Burgos.

Marta Aparicio se ocupó de estudiar el derribo del antiguo palacio arzobispal y la construcción del nuevo, asunto en el que otra vez encontramos juntos a Cadena Eleta y a Apráiz . Mas imágenes aquí

En el nuevo, además de observar el exterior del edifico, nos fijamos en su impresionante escalera interior,muy parecida en forma a la que vimos en Vitoria, y donde encontramos una preciosa vidriera.

Esta visita supuso una mirada a Burgos desde otro punto de vista, y desde, luego, comprobar que es una ciudad impresionante. No se acaba nunca de descubrirla. Esta es la huella de Apráiz en Burgos y su amigo Cadena Eleta, el ilustre navarro, está enterrado en la Capilla del Santo Cristo de la Catedral de esta ciudad.

Como siempre ocurre con estas actividades, acabamos haciendo nuevas amistades. Aquí están Marta Aparcio y María Odériz con Iñaki y Mikel Apráiz, nieto y biznieto del arquitecto alavés.

Fue muy agradable el rato en el estudio de Mikel en Vitoria y María les recordó en la exposición de su trabajo

   El día de la presentación

  Tras los meses de viajes y lecturas sobre Julián Apráiz y Cadena Eleta, llegó el momento de recopilar, pensar, asimilar, resumir y presentar de una manera simpática y atractiva. Marta y María hicieron una exposición preciosa, muy amena. Y lo hicieron en el fantástico marco del Palacio de Los Mencos de Tafalla

 Nos reunimos gente de todas las edades para escuchar a Marta y a María. La tarde fue deliciosa. Quiero dar las gracias a la Fundación Mencos por recibirnos tan amablemente en su casa. Fue un broche de oro a estos meses de trabajo de estas socias de patrimonio para jóvenes. Personalmente sentí pena y alegría a la vez. Alegría al ver y escuchar la preciosidad que presentaron y el buen ambiente que hubo en la presentación. Pena por la nostalgia de unos días y de unos viajes en los que no solo aprendimos sobre Julián Apráiz , la arquitectura historicista y las ciudades de principios del siglo XX. Fueron unos días de una preciosa convivencia.

Nuestra reunión en Tafalla terminó con una agradable merienda y conversación. Surgieron nuevos planes, nuevas ideas, y , sobre todo, nos lo pasamos en grande.

Blog

A vueltas con el Historicismo

Es propio en las visitas de Patrimonio para jóvenes relacionar. Relacionar lo visto en un lugar con lo que se ve en otro. Relacionar permite comparar, integrar, comprender mejor. Esta pequeña actividad en Burgos ha sido un buen ejemplo de esto.

                    Otra vez Apraiz y Luque

Nuestro paseo de esa mañana estuvo centrado en el Historicismo, y otra vez tuvimos como protagonistas a los arquitectos Apraiz y Luque, los mismos sobre los que hablamos en Vitoria. También volvimos a recordar a Cadena Eleta, el navarro pitillés que tanto tuvo que ver con ellos.

La visita era redonda. Estábamos viendo un imponente edificio neo-renacentista. Podíamos relacionar Navarra con Burgos y con Vitoria, y por añadidura, una sorpresa..

                     La sorpresa

Enrique Jerez , uno de los primerísmos socios de Patrimonio para jóvenes en Burgos,  vino a la visita con Arturo González, arquitecto  que llevó a cabo la reforma del palacio episcopal.

De Arturo y su estudio es la foto con la que he abierto la entrada de hoy. Como el me comentó al enviarme la imagen,  todavía se ve en  el vallado de obra.

Con Arturo  vimos como se creaban nuevos espacios para nuevas funciones, ( librería, oficinas, salas de reuniones, despachos, etc) sin perder , o tratando de conservar todo lo posible, el edificio tal y como fue. Efectivamente chocan las nuevas mesas, el mobiliario moderno y funcional. Pero quizás hubiera resultado mas chocante un mobiliario historiado, fuera de momento y posiblemente grandilocuente e incómodo.

                    Y otra vez   relacionar , recordar, comparar

Además de las explicaciones de Arturo, pudimos ver detalles que nos remitían a la casa de los Augustin-Zulueta en Vitoria. Esa casa es hoy el  Museo de Bellas Artes de Álava. En Burgos y en Vitoria encontramos vidrieras firmadas por Maumejean

Muchos detalles nos remitían al Renacimiento. En cuanto a la escalera, los que habían estado en Vitoria pudieron pensar si les gustaba mas el resultado final de la entrada y la escalera de mármol en Burgos, o el ambiente creado por la madera en Vitoria.

La visita con Arturo tuvo la ventaja de poder ver el edificio con detenimiento. Pero nos queda mucho por ver en Burgos en torno al Historicismo.Nos pudimos acercar a las Salesas, todo un ejemplo del neogeotico burgalés obra del arquitecto Juan Bautista Lázaro.

Aquí estamos todos en la entrada. Lástima que o salíamos nosotros, o salía la torre central , pero bueno, para vernos a nosotros no hay mas que seguir, para ver la torre tan característica de las Salesas de Burgos , pinchad aquí

Como era sábado, nos quedamos sin ver un edificio interesantísimo con una historia de novela, el palacio de la isla

Esta foto no es de Víctor Choza, ni mía. La he buscado en Google. Lo bueno que tiene no haberlo visto, es que nos queda esa visita pendiente… Un día que haga bueno y que los chavales estén de vacaciones, nos iremos a ver esto y nos daremos una vuelta por todo el Paseo de la Isla, interesantísimo pero que interesantísimo lugar. Tampoco vimos en esta ocasión la fachada de Capitanía General.

En cuanto a la Casa del Cordón, creo que merece una visita exclusiva. Y es que Burgos es un pozo sin fondo…

             Lo que  volvimos a ver…

Los chavales tenían hambre y habían viajado la mayoría de ellos desde Miranda de Ebro y Vitoria a Burgos. Lo hicieron con el mérito de madrugar una mañana de sábado nubladota, fría y desapacible. Tras terminar nuestro paseo viendo la torre neogótica de la Merced y algunos edificios modernistas en el paseo del Espolón, ( viéndolos de corrida ) nos fuimos , mejor dicho, se fueron, a Vivar del Cid. Yo tuve que coger el tren de vuelta a Pamplona.

En Vivar disfrutaron de sus bocatas, visitaron a las clarisas y con Sergio Rodrigo vieron el mural del Cid que en el otoño del 15 Sergio pintó con su hermano Gabriel. El primer patrocinio de Patrimonio para jóvenes.

Queda mucho , pero mucho por ver en Burgos. Bueno, como en todos los sitios. Pero si recorreis este blog, algo vamos haciendo, ¿ o no? . Hasta la próxima.

Blog

Paseando por Pamplona

A menudo creemos que conocemos la ciudad en la que vivimos. Tenemos en mente tres o cuatro sitios por los que llevar a alguien que venga a vernos.

¿ Pero es fácil conocer bien una ciudad por pequeña que sea ?

Esta salida en Pamplona nos sirvió para aprender a mirar , a observar, a no pasar por alto calles por las que pasamos muy rápido y seguramente muy a menudo. Un paseo para reflexionar no ya sobre la ciudad, sino sobre una pequeña parte de ella.

Comprender el origen del I Ensanche de Pamplona y hacernos una idea de cómo fue, no resulta fácil. . Algo puede uno imaginar al contemplar esas casas que quedan de tres o cuatro plantas junto a edificios altos y modernos.

Hay que situarse en la Pamplona de finales del XIX y principios del XX, antes de 1915 . Una ciudad amurallada, con problemas para su expansión y con dificultades para sus habitantes.

Evito entrar en detalles sobre cómo surge este I ensanche de Pamplona Corro el riesgo de ser inexacta y lo cuenta magníficamente documentado Asunción de Orbe Sivatte en su libro : “Arquitectura y urbanismo en Pamplona a finales del siglo XIX y comienzos del XX” .

Solo apunto que se levanta sobre solares, todavía dentro del recinto amurallado, ( parte de las murallas de Pamplona se derribaron en 1915 ) . El trazado, como apunta A de Orbe “ Muy distinto al del Casco Antiguo, queda organizado en manzanas que a su vez quedaban subdividas en solares de bastante amplitud. Esto permitió proyectar casas amplias y con un nuevo criterio de distribución interna al contar con fachadas muy dilatadas” .

Asunción de Orbe hace un estudio minucioso sobre este I Ensanche en el libro citado. No solo de los edificios que aún perduran, explica también los que ya desaparecieron.

En nuestro recorrido, nos familiarizamos con los nombres de arquitectos como Manuel Martínez Ubago, Florencio Ansoleaga, Julian Arteaga, Goicoechea, Goizueta… Pero sobre todo hicimos otra cosa; Mirar con atención, descubrir detalles , dejar que las casas nos interpelaran. ¿ Qué impresión me hace? ¿Qué materiales distingo en la fachada? ¿Para qué uso se hizo la casa? ¿ lo mantiene? ¿Qué adornos veo en las fachadas? ¿y en los portales?

Vimos preciosos ejemplos de modernismo , ( de lo poco que hay en Pamplona) eclecticismo, clasicismo y neo mudéjar. Todo en unas manzanas. Alguno dijo que nunca se había dado cuenta de que esas casas estaban allí.

Miradores, balcones, decoración, remates de tejados, buhardillas, … tratamos de imaginar cómo fue la vida de aquellos pamploneses del principios de siglo.

En uno de los portales mas sorprendentes y con el que he abierto esta entrada, hasta vimos la puerta de la antigua carbonera, La decoración, el espacio, todo nos trasladaba a otra época. Era como si nos hubieran colocado en un escenario, en un plató de cine. Pero el espacio, era real. Y eso daba un toque mágico a nuestra visita.

Mirar con atención para no ignorar el pasado. Ser conscientes del valor de nuestro patrimonio. Solo conociendo podemos querer, valorar, cuidar y difundir. Y por supuesto, también disfrutar. Y esa mañana, disfrutamos, ya lo creo.

Blog

En el Museo de BBAA de Vitoria

Una búsqueda

Esta es la historia de cómo una web te lleva a un museo… Preparaba una salida a Vitoria, pensando en otro lugar diferente del que al final fuimos, me puse a buscar horarios y distancias. Tenía que organizarme con el tren… Y dí, sin buscarlo con el Museo de Bellas Artes. Una web no precisamente bonita, pero muy práctica en la información. Me interesó mucho y lo incluí en la agenda para visitarlo mientras hacía tiempo para mi visita programada. Lo que contaba el video me atraía.Si quieres verlo, haz click aquí Un flechazo

La ubicación, el entorno, la cercanía a la estación. Todo era perfecto. Maravilloso. Además había una expsosición temporal sobre la historia del edificio, sus dueños: los Augustin Zulueta , los arquitectos Apraiz y Luque, Vitoria en aquellos años de principios del XX. ¡Oh qué visita íbamos a hacer! , qué visita hicimos, tan apasionante, entretenida, repreciosa… Hasta el tiempo nos acompañó con una mañana de sol. Ver y relacionar

Estuvimos viendo la historia de la casa, su estilo constructivo, la maravillosa ebanistería, los suelos ¡Por Dios los suelos, qué maravilla! .Tomamos una decisión; “hacernos amigos” por un tiempo de los arquitectos Apraiz y Luque, seguirles la pista, estar atentos al Historicismo… al Neogótico…nos íbamos a ver la Catedral nueva, pero antes, antes… atención a la colección. Entre pitos y flautas pasamos dos horas en este museo sin habernos dado cuenta… En torno a la colección

Todo en el Bellas Artes de Vitoria invita a mirar y a quedarse. En torno a la colección, hicimos un juego. La gente se dividió en grupos y cada grupo tuvo quince minutos para elegir dos cuadros de la colección permanente. Luego, cada grupo, enseñaría a los demás su elección y tendría que explicar el por qué.

Fue un rato delicioso, un rato en el que cada uno debía interrogarse, observar, pensar qué le transmi- tía una pintura… Y para finalizar… la catedral nueva

Entre el museo y la catedral, hubo pinchos, dulces y cafés bien calentitos, no os creais, jeje, dio tiempo a todo… Observar el espacio de la Catedral Nueva de Vitoria nos llevó otra vez las conside- raciones sobre el Neogótico, el Historicismo.. y Apraiz y Luque, a quienes vamso a ver si perseguimos

Hubo muy buen ambiente surgieron proyectos y hasta tiempo tuvimos para hacer un poco el ganso, ante la “casa de las jaquecas” todos tuvimos una jaqueca, qué raro, divertida.

Para quienes nos leéis por primera vez en Vitoria. Patrimonio para jóvenes es una asociación sin áni- mo de lucro.En nuestra web está la información de quienes somos y qué hacemos. Nuestra sede está en Navarra, donde tenemos un programa especial de actividades. No somos una empresa de turismo. Si alguien está interesado en Vitoria, aquí está la web de turismo Tanto Vitoria como la provincia, Álava, merecen la pena. Hasta el próximo día